Murasaki Shikibu

La estética de lo incompleto en La historia de Genji

Trabajo Final de Grado (Universitat d’Alacant), tutorizado por el profesor Benito Elías García Valero

Ma. Luisa Sepulcre Domarco Graduada en Español: lengua y literaturas, Universidad de Alicante. Interesada por el devenir del pensamiento japonés en una literatura sobre el paso del tiempo, y por las religiones del este asiático como biógrafas de la poesía producida en el Japón de hace mil años.

1.  Introducción

A lo largo de estas páginas se extiende un humilde estudio sobre aquellos principios estéticos propios de la siempre conmovedora sensibilidad artística japonesa que dotan a La historia de Genji o Genji Monogatari[1] de su particular valor no solo estético- literario, sino también ético. Gracias a la novela clásica por antonomasia del País del Sol Naciente y

una de las grandes obras de ficción de la literatura universal somos capaces, casi un milenio después de su concepción por parte de su autora, Murasaki Shikibu[2], de ser testigos del refinado gusto de la época, natural de los aristócratas, que desde China y Corea avanzó paulatinamente hasta la Corte Imperial de Kioto para constituirse como la clave de la percepción del mundo de todos los japoneses, es decir, de una sensibilidad sincrética, conmovida pero elegante, que a día de hoy perdura incluso en los más pequeños detalles de sus vidas cotidianas.


Sacado del textode la web: https://dialnet.unirioja.es/servlet/articulo?codigo=6256884

______________________________________________________________________________________________

Murasaki Shikibu (紫 式部? c. 978? – c. 1014?) fue una escritorapoetisa y cortesana japonesa autora en el siglo XI de la primera novela japonesa: Genji Monogatari (“La novela de Genji”), obra que también se ha considerado la primera novela moderna del mundo. Tras una década de ser completada, Genji era ya distribuida a lo largo de las provincias; y en un siglo ya se había convertido en todo un clásico de la literatura japonesa y en sujeto de criticismo literario por parte de estudiosos. Desde el siglo XIII, sus obras han sido ilustradas por artistas japoneses y conocidos maestros de la estampa japonesa del ukiyo-e.

https://es.wikipedia.org/wiki/Murasaki_Shikib

Cambiar a borradorVista previa(abre en una nueva pestaña)ActualizarAñadir título

Genji Monogatari (源氏物語?), generalmente traducido como Novela de GenjiRomance de Genji o Historia de Genji, es una novela clásica de la literatura japonesa, considerada por muchos como la novela más antigua de la historia escrita alrededor del año 1000 por Murasaki Shikibu.

Murasaki Shikibu (紫 式部?) una mujer de la realeza, que formaba parte de la corte de la Emperatriz a fines del siglo X y comienzos del siglo XI, es considerada la autora.45​ En la obra en sí no figura ningún autor, sin embargo en el Diario de Murasaki Shikibu, se encuentran, además de anécdotas varias y descripciones de los incidentes entre la realeza y la pleitesía, notas aclaratorias sobre La novela de Genji. Hay una teoría sobre coautoría en la novela. Yosano Akiko, la primera autora en hacer una traducción de Genji al japonés moderno, creía que Murasaki Shikibu había escrito los capítulos 1 a 33, y que los capítulos 34 a 54 fueron escritos por su hija Daini no Sanmi.6

La novela de Genji —que cuenta con 54 rollos (帖, kakimono) o capítulos— se considera la obra maestra de la literatura dinástica japonesa, y la primera novela del mundo en el sentido moderno, después de los precedentes romanos de El Satiricón y El asno de oro, más los precedentes greco-bizantinos de la novela amatoria del tipo de Dafnis y Cloe.[cita requerida] Presenta varias características novedosas, como descripciones psicológicas detalladas de los personajes, el personaje Kaoru —considerado por algunos el primer anti-héroe—, entre otras. Por este rasgo puede considerarse el primer ejemplo de la novela psicológica.

https://es.wikipedia.org/wiki/Genji_Monogatari

Añadir título

La imagen tiene un atributo ALT vacío; su nombre de archivo es captura-de-pantalla-2020-04-01-a-las-14.11.05.png
http://www.abrademi.com/wp-content/uploads/2017/04/La-novela-de-Genji-Murasaki-Shikibu.pdf

___________________________________________________________________________________________

EL HYAKUNIN ISSHU

Chōyaku hyakunin isshu: uta koi

A Fujiwara no Teika (1162-1241), también conocido como Fujiwara no Sadaie, crítico literario y refinado poeta del período Kamakura (1185-1333), debemos la compilación, en torno al año 1235, de una de las más importantes antologías de waka,o poesía japonesa de 31 sílabas: el Hyakunin isshu (Cien poetas, cien poemas). La antología en ocasiones también es citada como Ogura hyakunin isshu, título debido al Ogura, monte cercano a Kioto en el que Teika poseía una casa de campo y en la que parece que compuso la obra. Según Donald Keene, tal fue la relevancia de esta compilación que ha sido, desde principios de la época Tokugawa (1603-1868) hasta tiempos muy recientes, una de las fuentes de conocimiento principales de la poesía clásica nipona, suponiendo, a la vez, una trascendental influencia para los gustos estéticos y poéticos japoneses hasta el mismo siglo XX.

tumblr_mabpla0wdk1qcff4ao1_500

El origen de la compilación, según se desprende del diario de Teika, al parecer, no se debe a una petición imperial, como sucediera con otras antologías poéticas, sino a la solicitud del suegro de Tameie, hijo mayor de Teika. De esta manera, Fujiwara no Teika no solo se encargó de seleccionar un poema de cada uno de los más insignes poetas comprendidos entre el s. VII y el XIII —y entre los que también se incluye el propio compilador—, sino que, además, los caligrafió en shikishi (papel de 17 por 20 centímetros) con el objeto de cubrir con ellos un biombo móvil. El Hyakunin Isshu, sin embargo, no queda totalmente desvinculado de la exaltación de la divinidad del emperador, propia de las compilaciones imperiales, ya que muchas de las composiciones de las que consta esta antología se extrajeron de algunas de las colecciones anteriores encargadas por orden imperial —como el Kokinshū (905), por citar alguna de las más conocidas—, además de contar con poemas compuestos tanto por emperadores como por emperatrices. 

Chōyaku hyakunin isshu: uta koi

Dejando a un lado su relevancia literaria, el Hyakunin isshu es esencial para el juego de uta karuta, al que debe parte de su popularidad. El origen de la palabra karuta se remonta a principios del s. XVII, cuando los portugueses introdujeron en Japón las cartas occidentales, más en particular, la baraja española de cuarenta y ocho naipes. A pesar de ello, el juego de karuta, típico de Año Nuevo, recuerda poderosamente a otro tradicional entretenimiento japonés previo a la llegada de los occidentales: el kai-ōi, o juego de emparejar conchas. El sistema de juego de karuta es como sigue: un orador recita la primera parte de uno de los cien poemas del Hyakunin isshu, y los jugadores (normalmente dos, aunque pueden ser más) deben encontrar entre las cartas expuestas aquella que case con el principio del poema recitado. Los jugadores, como es de suponer, deben conocer de memoria cada uno de los cien poemas de la colección, de forma que cuanto mayor sea su dominio, mejores jugadores serán, pues los más diestros pueden reconocer un poema con tan solo escuchar las primeras sílabas.

Pese a que existen innumerables ediciones del Hyakunin isshu, aquí mencionaremos, por su particularidad, la adaptación al manga y al anime que de este clásico ha realizado Kei Sugita, a cuya autoría debemos las ilustraciones que acompañan el presente artículo.  La serie, bajo el título de Chōyaku hyakunin isshu: uta koi (超訳百人一首うた恋) se ha venido publicando desde 2010 por la editorial Media Factory y cuenta, a su vez, con una versión anime en trece capítulos, producida por TYO Animaciones bajo la dirección de Kenichi Kasai.

Chōyaku hyakunin isshu: uta koi

Si bien es verdad que este josei supone una adaptación muy libre del Hyakunin isshu, no es menos cierto que también puede constituir un sugerente primer acercamiento a uno de los clásicos de la literatura japonesa por excelencia, así como a las costumbres y convenciones sociales de la época Heian (794-1185), pues a lo largo de sus páginas y capítulos veremos desfilar a algunas de las primeras figuras de uno de los momentos de mayor esplendor y exquisitez de la literatura nipona.

Ch Chōyaku hyakunin isshu: uta koi

Amores imposibles, efímeras existencias y apasionados idilios inspirarán los más delicados poemas, que encontraremos interpretados en Chōyaku hyakunin isshu: uta koi de boca de sus propios compositores, como Ariwara no Narihira (825-880), uno de los Seis Inmortales Poetas (Rokkasen). Considerado la encarnación del galán ideal de la época por su talento y apostura, sus aventuras amorosas no solo se convertirían en el eje central del Ise Monogatari, sino que también constituiría el principal modelo en el que se basó el príncipe Hikaru Genji, protagonista del Genji Monogatari, la monumental obra de Murasaki Shikibu (ca. 973/978 – ca. 1014/1031), escritora que también aparece en la serie de Kei Sugita, junto a Sei Shōnagon (ca. 966-1017/1025), autora de El libro de la almohada, la poetisa Ono no Komachi, Ariwara no Yukihira, Fujiwara no Yoshitaka, Yoshimine no Munesada (Henjō), Fun’ya no Yasuhide… y, cómo no, también el propio compilador de este clásico inmortal, Fujiwara no Teika.

Fuentes

Ilustraciones © Kei Sugita

Chōyaku hyakunin isshu: uta koi (超訳百人一首うた恋): http://www.utakoi.jp/index.html

Fujiwara no Teika (ed.), Bermejo, J. M. y Herrero, T. (trad. e intr.), Cien poetas, cien poemas: Hyakunin Isshu (Antología de poesía clásica japonesa), Madrid: Ediciones Hiperión, 2006.

Fujiwara no Teika (ed.), Hammer, L. (trad.), One Hundred People, One Poem Each, Tucson, Arizona: Cholla Bear Press, 2011.

Keene, D., Seeds in the Heart: Japanese Literature from Earliest Times to the Late Sixteenth Century, (History of Japanese Literature , v. I), New York: Columbia University Press, 1999.

Mas López, J. (trad. y ed.), Cuentos de Ise, (Pliegos de Oriente, serie Lejano Oriente), Madrid: Editorial Trotta, 2012.

Hyakunin isshuhttp://www.wdl.org/es/item/2929/19 / 09 / 2015 Posted in Grandes clásicosKamakuraTesoros Heian | Tagged Fujiwara no TeikaGenji monogatariHeianHyakunin isshuKamakuraMurasaki ShikibuWakaLeave a comment

Recogido de:http://chidoribooks.com/tag/murasaki-shikibu/

______________________________________________________________________________________________


La leyenda de los peces Koi

Cuenta la leyenda que hace miles de años, una comuna de peces Koi pez carpa nadaba por el río amarillo de China. Aquellos peces brillaban a la luz del sol como auténticas reliquias.

Iban nadando tranquilamente hasta dar con una cascada. Muchos de ellos se negaron a intentar escalar por temor a perder su belleza al presentárseles la posibilidad de que al saltar dieran contra las rocas, por lo tanto decidieron seguir la corriente sin arriesgarse a alcanzar su meta. Sin embargo, otro valiente grupo se atrevió a intentarlo para así conocer la cima, dando saltos contra la cascada sin parar, sin rendirse.


Este hecho sorprendió a unos demonios cercanos que a su vez se reían por la lucha que estaban llevando a cabo los Kois en las cascadas. Llegaron a aumentar con su maléfica magia la altura de las cataratas para reírse más y ponérselo aun más difícil, pero aun así ellos no desistieron, hasta que finalmente uno de ellos logró alcanzar la cima.

En ese momento, el dios del cielo sonrió y lo convirtió como recompensa en un gran dragón de oro. Ese mismo dragón celestial persigue las perlas de la sabiduría por todos los cielos como recompensa de su esfuerzo y corajes.

Desde aquel día todos los peces Koi que con fuerza y valentía logran alcanzar la cima son convertidos en dragones celestiales. Las cataratas hoy en día son conocidas como ‘La Puerta del Dragón’ y los peces Koi debido a su fuerza, resistencia y perseverancia son considerados símbolo de alcanzar el destino, de superación y cumplimiento de las metas en la vida. La recompensa equivalente a convertirse en dragón es nuestra felicidad llena de sabiduría.

Estos peces levantan expectación por su belleza y armonía así pues, no es de extrañar que lleven detrás una leyenda tan positiva y alentadora como lo es la contada en párrafos anteriores.

La imagen tiene un atributo ALT vacío; su nombre de archivo es peces-koi.jpg
https://www.depeces.com/la-leyenda-de-los-peces-koi.html

______________________________________________________________________________________________

https://www.documaniatv.com/documentales/japon-desde-el-cielo/

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Crea tu página web en WordPress.com
Empieza ahora
A %d blogueros les gusta esto: